viernes, 31 de agosto de 2018

Viaje a China


Hola, en esta ocasión quiero compartirles mi experiencia en China y Hong Kong, lugares increíbles que tienes que verlos con tus propios ojos para creerlo, y les voy a contar a detalle todo el viaje, tanto lo que observé como aquello que logre captar con mi cámara.

El viaje comenzó desde la Ciudad de México volando a Dallas (que su paso por migración es lento y desesperante) y Dallas volando a Hong Kong (14 horas de vuelo).

Aeropuerto Hong Kong
 En el aeropuerto de Hong Kong me mostraron una taquilla donde puedes comprar una tarjeta llamada Octopus y que con ella puedes utilizar todo el metro, autobuses y trenes, hasta comprar en Seven-Eleven algo que comer. Tomamos el tren Express del aeropuerto que te lleva hasta el centro de la ciudad pasando por pocas estaciones. El tren limpio, con asientos cómodos, espacios para colocar las grandes maletas, algo que no has visto por estos lugares.

Tarjeta de transporte
Estación Aeropuerto Express

Nos bajamos en la estación de Kowloon y tomamos un shuttle bus al hotel.

Mapa Tren Express


Hong Kong es una ciudad mágica, cosmopolita, multicultural, todos hablan inglés, aunque escuchas alemán, francés, ruso, mandarín, árabe y poco, muy poco español. Grandes torres que albergan hoteles irrumpen el paisaje. Restaurantes, bares, boutiques y centros comerciales están en todos lados, en cada calle, en cada esquina. Han cuidado la vegetación así que ves un verdor que tiñe los locales con enormes ventanales ofreciendo su mercancía. El calor es excesivo, pero estar caminando entre rascacielos rodeado de toneladas de personas te hace no darle importancia. Lo primero que me impactó y que no recordé de momento fue al subir a un taxi. ¡El conductor estaba del otro lado! Sí, en el lado del copiloto y todos circulaban al revés. Es decir, en México siempre vamos del lado derecho y los que vienen van del lado izquierdo. Allá es al revés y los que van rápido es en el carril de los lentos de nosotros. Wow, fue un momento del mundo del revés que me sorprendió demasiado.

Les comento cómo está formada la ciudad de Hong Kong. En la parte alta del mapa podemos ver lo que es llamado Kowloon, eso es tierra firme y ahí puedes encontrar hoteles, parques, centros comerciales, todo lo que puedas imaginarte. Me enteré de que es la parte económica y céntrica de la ciudad. Pero la parte de abajo es la isla de Hong Kong, donde los rascacielos son torres corporativas de empresas internacionales, hoteles de lujo, centros comerciales con boutiques VIP, en pocas palabras, de aquel lado todo es muy costoso.

Mapa ciudad Hong Kong


Para transportarte y moverte en la ciudad tienes el Big Bus (el del mapa) que son los camiones estilo ingleses de dos pisos que circulan en toda la ciudad, o puedes usar el Metro que es excelente su servicio ya que está señalizado claramente y todo está tanto en chino como en inglés. Por supuesto taxis y puedes tomar un barco que cruza el mar de Kowloon a la isla. Solo toma diez minutos llegar de extremo a extremo.

Esto fue un breve resumen necesario para entender como estaba maravillado de ver todo esto. Más adelante, en otro post y conforme avance en mi viaje les detallaré cada actividad como el uso del Metro, el barco, las calles, los centros comerciales y todo en relación a Hong Kong.

Lamentablemente a mi llegada solo pasamos una noche ahí y al día siguiente salimos a China continental


Hong Kong

Related Posts with Thumbnails