viernes, 11 de septiembre de 2009

11 de Septiembre.

torres

Hace ocho años ocurrió una gran tragedia que sacudió al mundo entero, el ataque a las torres gemelas de Nueva York.

Una muestra más de la capacidad humana para la destrucción, sin importar la vida de inocentes; una muestra más de la barbarie aún en tiempos modernos, en donde nos jactamos del avance tecnológico, científico y cultural.

Fanáticos religiosos, psicópatas, reyes o gobernantes, nadie, nadie tiene el derecho a decidir quién vive y quién muere. No importa el conjunto de razones que justificó sus acciones, es imperdonable.

Recuerdo lo que Hitler le mencionaba a sus generales “Nosotros somos barbaros, porque la barbarie es necesaria, inspira miedo y somete a cualquiera”, cuando enviaba miles de judíos inocentes en los trenes de la muerte para ser asesinados en las cámaras de gases.

Se supone que la historia nos enseña a aprender de nuestros errores para no volver a cometerlos, ¿cómo es posible con la información globalizada, y sin importar el país en el que se vive, que no podamos aprender de lo que asesinos y locos le han acarreado a la humanidad?

Un minuto de silencio para aquellos que sin deberla ni temerla, perdieron sus vidas en el ataque a las torres gemelas.

Related Posts with Thumbnails